fbpx

Creencias limitantes: la raíz de tu autosabotaje

Las creencias limitantes son aquellas que toman la forma de “si lo haces, te arrepentirás”, “eres una inútil” o “no merece(s) la pena«. ¿Te suenan de algo?

Lo que voy a decir a continuación quizá te sorprenda un poco, pero lo cierto es que estas creencias tienen un claro fin: protegerte del fracaso. Tal como indica S. C. Hayes, “el trabajo de tu mente es protegerte de peligros, ayudarte a sobrevivir”. Tu cerebro lleva a cabo esta tarea categorizando continuamente los acontecimientos que están teniendo lugar en el presente, relacionándolos con análisis de lo que ha ocurrido en el pasado y predicciones de lo que podría ocurrir futuro.

Qué ocurrió <–> Qué está ocurriendo <–> Qué podría ocurrir

¿Quiere decir esto que debes creerte todo lo que te dice tu mente, ya que lo hace por tu bien? ¡Absolutamente no! La mente está generando pensamientos a lo largo de todo el día, de forma automática (y de todo tipo). Pese a que la intención o propósito de las creencias limitantes es buena, generalmente te perjudican. Y, por suerte o por desgracia, dejar de pensar no es una opción (si sabes hacerlo, por favor, escríbeme un correo electrónico ya mismo contándome cuál es tu secreto).  

Las creencias limitantes son las responsables de tu autosabotaje.

Te recuerdo un par de ejemplos de los que te he puesto al principio:

  • “Si lo haces, te arrepentirás”
  • “Eres una inútil”

Párate a pensar un momento: ¿cómo reaccionas ante estos mensajes? ¿Sucumbes a sus órdenes? ¿Te enganchas en ellos y empiezas a darles vueltas hasta acabar completamente desgastado/a, triste o frustrado/a?

Si permites que tus creencias limitantes saboteen tu comportamiento, estarás cometiendo un error, alejándote de lo que es realmente importante para ti. Controlar tu conducta (aquello que haces) es más sencillo que controlar tu forma de pensar. Si te quedas atrapado/a en este tipo de pensamientos, corres el riesgo de que tu autoestima se vea dañada.

¿Qué puedes hacer ante la aparición de una creencia limitante?

Cuando un pensamiento automático negativo aparezca, trata de tomar distancia: «mi mente me dice que soy una inútil» es muy diferente a decir «soy una inútil». Tan pronto como te alejes de esa verbalización, continúa y comprométete con lo que estabas haciendo. Recuerda que puedes controlar lo que haces, pero no lo que piensas.

 Es probable que encuentres algunas dificultades a la hora de realizar este ejercicio (¡a mi también me pasa!). Quizá tu creencia limitante sea tan automática que no la percibas a primera instancia. También es posible que, aunque seas capaz de percibirla, te cueste tomar distancia las primeras veces.

Si has llegado hasta el final de este artículo, tengo un regalito para ti: el pequeño kit del bienestar, orientado para dar un pequeño empujón a tu autoestima. Haz click en la imagen, suscríbete y recíbelo en tu bandeja de entrada totalmente gratis.

Pd: Puedes cancelar tu suscripción cuando te apetezca 😉

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *